Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres
América Latina y el Caribe  

Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres
Acerca del premio - Fundación Nipona - Lista de premiados - Folleto de Conclusiones


Folleto de Conclusiones

En reconocimiento a las innovadoras prácticas e iniciativas más destacadas para reducir los riesgos y vulnerabilidades de las comunidades frente a las amenazas naturales.

2003 - 2002 - 2001 - 2000

     

 

2003
Folleto de Conclusiones

Mensaje de la secretaría Interinstitucional de la Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres (EIRD/ONU)

Estoy encantado con la decisión del Jurado del Premio Sasakawa de elegir a la señora Esther Tadzong como la laureada del Premio Sasakawa 2003. Esta elección es particularmente loable porque promueve una experiencia de base en África, galardonando -por vez primera en la historia de este premio- a una mujer proveniente de un país en desarrollo y a un continente altamente propenso a los desastres, y reconoce así su compromiso personal y liderazgo en la reducción de desastres.

Coincidiendo con la Segunda Conferencia Internacional sobre Alerta Temprana, la Ceremonia del Premio Sasakawa 2003 de la ONU complementó las discusiones técnicas de la reunión y destacó aspectos de la reducción de desastres tales como las actividades y valores comunitarios, al igual que la importancia del conocimiento y las experiencias indígenas dentro de la vida comunitaria. Con la ceremonia también se reconocieron la influencia y el papel fundamental de la educación y los ejercicios de capacitación con el fin de facultar a las comunidades locales y fortalecer sus capacidades frente a las amenazas naturales, reduciendo así su vulnerabilidad.

Me complace ver que el Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres se ha constituido en un valioso mecanismo para promover las mejores prácticas en torno a la reducción de desastres, brindándoles la oportunidad a las comunidades y los países menos desarrollados de que se les reconozcan sus esfuerzos para construir un mundo más seguro para todos.

Sálvano Briceño
Director, EIRD/ONU

Mensaje de la Fundación Nipona

Miles de años de exploración, observación y estudios de expertos nos han brindado un sofisticado conocimiento sobre por qué es que se producen los fenómenos naturales y, a pesar de que están muy lejos de perfeccionarse, los recientes avances investigativos y tecnológicos nos han preparado de mejor forma para reducir las amenazas naturales y el impacto de los desastres. A pesar de tales avances, el mundo continúa experimentando un dramático sufrimiento y la pérdida de vidas humanas debido a las amenazas naturales y a los desastres relacionados con éstas. Y existe una asombrosa diferencia en términos de daños y víctimas entre las regiones que se encuentran preparadas y las que no lo están.

Los desastres pueden ocurrir en cualquier parte y en cualquier momento. Sin embargo, es urgente que facultemos incluso a las comunidades más remotas para que adquieran una mayor capacidad de prevenir los desastres, al mejorar su acceso a lo más reciente de la información y la tecnología. El Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres reconoce a aquellos individuos o instituciones que han realizado destacadas contribuciones en el campo de la prevención de desastres, no sólo para premiar sus logros, sino también para incrementar la concientización pública sobre los casos más exitosos de prevención de desastres. Esperamos sinceramente que el resto del mundo aprenda de estos éxitos, y que ello conduzca a la creación de una verdadera cultura mundial de prevención de desastres.

Shuichi Ohno
Director, Departamento de Asuntos Internacionales

Fundación Nipona

     
     

 

2002
Folleto de Conclusiones



Mensaje de la secretaría Interinstitucional de la Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres (EIRD/ONU)

La creciente cantidad y calidad de las postulaciones al Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres indica claramente la existencia de un perfil cada vez mayor de la reducción de desastres en la comunidad internacional. Cada año, nuevas e innovadoras iniciativas son objeto de la atención pública mediante el Premio, brindando así una valiosa oportunidad para compartir las experiencias y mejores prácticas, al igual que para exhortar a los gobiernos, organizaciones, grupos comunitarios e individuos a reafirmar su compromiso con la reducción del riesgo y la vulnerabilidad a los desastres de origen natural, y a continuar con su participación para lograrlo.

Debido a la alta calidad de las postulaciones que se reciben anualmente, el reto es cada vez mayor para el Jurado del Premio Sasakawa que escoge tanto al laureado como a los que recibirán Certificados de Distinción y Mérito. La EIRD/ONU le da la más calurosa bienvenida a todos los ganadores y postulados al Premio Sasakawa de la ONU a su red de expertos y profesionales, para que contribuyan a su misión de construir comunidades resistentes a los desastres, destacando la importancia de la reducción de éstos como componente integral del desarrollo sostenible.

Sálvano Briceño
Director, EIRD/ONU

Mensaje de la Fundación Nipona

El 2002 representa el decimoquinto aniversario del Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres. A través de los años, ha sido un orgullo para la Fundación Nipona contribuir al reconocimiento de los esfuerzos para reducir los desastres a nivel mundial, y continuar con una estrecha alianza con la secretaría Interinstitucional de la Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres, para promover un cambio global hacia una cultura de prevención. Pese a que en algunos casos no podemos evitar que una amenaza natural se produzca, la experiencia nos muestra que podemos hacer muchas cosas para minimizar sus impactos negativos en las comunidades.

En nombre de la Fundación Nipona, extiendo mis más sinceras felicitaciones al laureado del Premio Sasakawa 2002 de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres y a los que recibieron certificados.

Shuichi Ohno
Director, Departamento de Asuntos Internacionales
Fundación Nipona  

     
     

 

2001
Folleto de Conclusiones

Prólogo del Director de la EIRD/ONU

El calentamiento global y el consecuente cambio climático, la creciente población, el desarrollo urbano y la subsiguiente gestión anárquica del uso del suelo, al igual que las prácticas insostenibles de desarrollo, representan factores que exacerban la vulnerabilidad de las sociedades modernas a las amenazas naturales. Estas amenazas y los desastres ambientales y tecnológicos afines afectan de forma similar a los países industrializados y a los que se encuentran en desarrollo, y peligran dramáticamente su desarrollo económico sostenible al tener que redirigir los recursos financieros originalmente asignados al desarrollo para llevar a cabo actividades de ayuda posterior a un desastre. Por lo tanto, es esencial promover cualquier actividad dirigida a reducir las amenazas naturales y el impacto de los desastres en las comunidades más vulnerables, de una forma efectiva en términos de costos.

Tenemos la obligación moral de crear una cultura de prevención, con el fin de promover el acceso equitativo a las tecnologías para la prevención de desastres, y reducir la vulnerabilidad de los seres humanos en riesgo a los desastres. El Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres representa una importante herramienta para la concientización pública, al igual que un medio clave para diseminar el mensaje de la reducción de desastres, particularmente en las comunidades más remotas. El galardón reconoce de forma apropiada los esfuerzos locales, al igual que el conocimiento tradicional e indígena y sus logros, contribuyendo así a las prácticas exitosas e innovadoras para la reducción de los desastres en todo el mundo. Este premio representa un elemento central de la Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres de las Naciones Unidas (EIRD/ONU) y merece una mayor presencia a nivel internacional, con el propósito de contribuir a lograr el empoderamiento y pleno compromiso de las comunidades en riesgo en cuanto a las amenazas naturales y desastres ambientales y tecnológicos afines, y construir un mundo más seguro para todos en el siglo XXI.

Sálvano Briceño
Director, EIRD/ONU

Mensaje del Director de Relaciones Internacionales de la Fundación Nipona

El año 2001 representa el decimocuarto aniversario de la creación del Premio Sasakawa para la Reducción de Desastres, y es un verdadero placer para la Fundación Nipona observar los grandes logros alcanzados a la fecha para hacer de la Tierra un lugar más seguro en el cual todos puedan vivir. Las nuevas tecnologías y los enfoques innovadores para la reducción de desastres que se identifican mediante el Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres representan un paso adelante hacia la reducción del riesgo y la protección de las comunidades vulnerables contra el devastador impacto de los desastres de origen natural. Ha sido un largo recorrido desde el primer proceso del Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres. La Fundación Nipona espera continuar auspiciando esta importante y fructífera actividad internacional, con el fin de exhortar a la gente de todo el mundo a desempeñar su papel como actores centrales en el desarrollo de una cultura global de prevención.

Tatsuya Tanami

     
     

 

2000
Folleto de Conclusiones

(2.79Mb)

Prólogo del Director a.i. de la Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres de las Naciones Unidas (EIRD/ONU)

En años recientes, la devastación y el sufrimiento humano que ocasionan las amenazas naturales y desastres ambientales y tecnológicos han representado un desafío para los gobiernos nacionales y la comunidad internacional en general. Durante la década anterior, se presenció un crecimiento exponencial en la ocurrencia de desastres, los cuales no discriminan entre países desarrollados y en desarrollo. Los incendios forestales que se propagaron en los Estados Unidos y en la región del Mediterráneo durante el 2000, la devastación producida por las inundaciones en diversas partes de Europa, Asia y las Américas, al igual que los recientes terremotos en El Salvador y en India, son dolorosos recordatorios de la creciente vulnerabilidad existente tanto en los países desarrollados como en los en desarrollo frente a las amenazas naturales y los desastres ambientales y tecnológicos.

Fue en reconocimiento de los retos que imponen tales desastres que la Asamblea General de las Naciones Unidas respaldó la Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres (EIRD/ONU) y estableció la secretaría Interinstitucional de la EIRD, juntamente con el Equipo de Tareas Interinstitucionales sobre la Reducción de Desastres, como principales instrumentos para implementar la Estrategia. Uno de las funciones esenciales de la secretaría es promover la concientización a nivel mundial sobre la importancia de instaurar una estrategia para la reducción de desastres basada en la adopción de medidas diseñadas para reducir la vulnerabilidad. El objetivo fundamental de estos esfuerzos es construir sociedades resistentes a los desastres para reducir las pérdidas humanas, económicas y sociales.

Desde 1986, el Premio Sasakawa de las Naciones Unidas, auspiciado por la Fundación Nipona, ha realizado una importante contribución al reconocer a individuos e instituciones que promovieron innovadoras iniciativas para la reducción de desastres en varias partes del mundo. Por lo tanto, la secretaría de la EIRD se complace en cooperar con la Fundación Nipona en la importante tarea de construir un mundo más seguro en el siglo XXI.

Denis M. Benn

Mensaje del Director Ejecutivo de la Fundación Nipona

Fue un gran placer para mí asistir a la ceremonia del Premio Sasakawa 2000 de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres, en calidad de Director Ejecutivo de la Fundación Nipona. Esta fundación es una organización privada y sin fines de lucro que se creó en 1962. El 3.3% de sus ingresos se derivaban de las competencias de botes de carrera en Japón. Comprometida con las actividades filantrópicas, la Fundación le brinda apoyo tanto a los proyectos nacionales como internacionales con el fin de aliviar el sufrimiento humano, fomentar el bienestar de la población y promover la paz mundial.

Desde su establecimiento, la Fundación Nipona le ha donado más de 200 millones de dólares a la ONU. De esta ayuda, el Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres, que administra la EIRD, es uno de los logros más exitosos.

A pesar de que los seres humanos nos sentimos impotentes y minúsculos frente al poder de la naturaleza, no significa que no haya nada que hacer para prevenir el daño que producen los desastres de origen natural y que simplemente debamos tolerar el sufrimiento. En años recientes, hemos logrado avances tecnológicos que nos permitieron reducir el daño y, más importante aun, desarrollar un conocimiento superior y una habilidad de proponer maravillosas ideas que pueden contribuir al establecimiento de comunidades más resistentes a los desastres. La Fundación Nipona espera que la base de conocimiento que se ha establecido, como ganadores del Premio Sasakawa de las Naciones Unidas para la Reducción de Desastres que comparten sus experiencias con el mundo, llegue muy lejos para proteger a nuestra sociedad.

Reizo Utagawa

 
  © ONU/EIRD