Estrategia Internacional para la Reducción de Desastres
América Latina y el Caribe  
Campaña Mundial para la Reducción de Desastres
2005 -2004 - 2003 - 2002 - 2001 - 2000
 
 
 
 
 

Anuncio
Bajar anuncio

El tema de la Campaña Mundial 2004 para la Reducción de Desastres es “aprendizaje”. Aprender a vivir con los riesgos que presentan las amenazas a las comunidades es una de las principales formas de proteger a la gente y a la propiedad de los efectos destructores de los terremotos, inundaciones y volcanes. Se aprende a través de la educación formal, como en colegios y universidades, o en grupos y redes informales, como en reuniones y actividades comunitarias.


Crear una cultura de prevención desde una temprana edad

Una de las mejores ocasiones para realizar el aprendizaje sobre riesgos y vulnerabilidades asociados con las amenazas es a temprana edad. La gente joven representa el futuro; si queremos asegurarnos de que vivan en sociedades resistentes a los desastres, necesitan conocer las amenazas que afectan a sus familias y amigos, y estar familiarizados con lo que se puede hacer para reducir sus consecuencias negativas.

Según crecen los jóvenes y tienen experiencias en la vida, absorben mucho sobre el entorno en el que viven, con frecuencia generando interés en el papel que desempeñan para asegurar un futuro sostenible para ellos, sus hijos y los hijos de sus hijos. Su participación en la reducción de desastres es por lo tanto esencial para aumentar la resistencia de las comunidades a largo plazo.

“Todo el mundo, incluidos los niños y los mayores, deberían saber algo sobre terremotos. En particular, los niños escolares deberían saber cómo sobrevivir en un terremoto.

Creo que es nuestro derecho saber sobre terremotos. Porque cuando ocurre uno, todos, incluidos nuestros padres y profesores, tratarán de salvar su propia vida; en ese momento puede que se olviden de nosotros. Por eso, necesitamos saber qué hacer durante un terremoto.”

Sony, niña escolar en Kathmandu (Nepal)


Delegación del poder comunitario a través del aprendizaje

La sensibilización y la comprensión pública son los principales componentes para lograr la reducción del riesgo de desastres. Aprender sobre cómo reducir el riesgo y la vulnerabilidad estimula a la gente a tomar la iniciativa para evitar, mitigar y prepararse para un posible desastre.

Cuando los jóvenes aprenden sobre la reducción de desastres en el colegio, están en una fuerte posición para compartir con sus familias y amigos lo que han aprendido en la clase. Como resultado, toda la comunidad puede aprender y beneficiarse al saber cómo pueden reducir mejor los impactos de un desastre.

Para recibir un kit (en español) y un CD-ROM de los textos y el diseño (en formato CorelDraw 10.1), para usar en la adaptación y traducción, por favor contáctenos a: isdr@un.org

  © ONU/EIRD